Las cosas que importan

A veces es necesario tener un respiro para darse cuenta de que muchas veces las cosas que importan son pequeñas cosas.
A veces es un simple rayo de sol o una nube que pasa.
A veces es un beso fugaz o un abrazo intenso.
A veces es un olor o tan solo un sabor.
A veces es un momento o una eternidad.
Solo se que cuando te das cuenta de que son las pequeñas cosas las que importan es cuando encuentro mi paz.

#Eltemadelasemana ¿Qué dijiste que nunca harías?

Llevo unas semanas viendo esta propuesta por parte de @PapasBlogueros y me he decidido a participar, como dicen, para que me conozcáis un poquito más.

El #temadelasemana esta vez es ¿qué dijiste que nunca harías? Pues sorprendentemente, nunca pensé que hipotecaría (o sacrificaría) mi carrera laboral por intentar ser madre. Siempre creí que sería una mujer independiente económicamente, trabajadora, que nunca me quedaría cuidando de la casa mientras mi marido iba a trabajar. Y paradójicamente, aquí me tenéis que por circunstancias de la vida y lo que nos ha ido pasando a lo largo de, ésta, mi gran búsqueda, llegamos al acuerdo de que de momento me quedaría en casa y que el tiempo diría…

Lo malo es que se está alargando más de la cuenta, porque el bebé no llega pero bueno, a l@s que me seguís ya lo sabéis.

Así que aquí me encuentro, siendo una ama de casa (trabajo injustamente tratado) 24 horas al día, porque ya sabéis que ni vacaciones, ni sueldo, ni recompensas ni nada de nada.

Sé que esto es temporal, aún me considero joven para volver a retomar mi carrera laboral y la vida no sé dónde me llevará pero algo bueno traerá.